viernes, 27 de abril de 2018

Georges Simenon



Georges Simenon

Jesús Guerra


¿Qué les dice a ustedes el nombre de Georges Simenon? Supongo que la respuesta dependerá, por ejemplo, de qué tipo de lectores son, de qué tipos de lectores hay en su familia, y de su edad, entre otras cosas. Es decir, es probable que, si ustedes son muy jóvenes y conocen, por lo menos, el nombre de este escritor se deba a referencias literarias que han escuchado o leído. Si tienen algo más de edad, muy probablemente sus padres, sus tíos o sus abuelos fueron lectores de obras de Simenon, un autor que de hecho sigue siendo muy leído, pero cuya época de oro estuvo entre los años 30 y los 60. Pero si ustedes buscan sus libros en este momento, los van a encontrar, tanto en librerías como en tiendas de libros usados, en librerías por internet, en libros electrónicos, etcétera. Simenon sigue siendo muy leído, aunque eso sí, es dificilísimo encontrar en español toda su obra, porque es enorme y dudo que alguna vez se hayan traducido todos sus libros; se consiguen sólo los libros más conocidos, y, aun así, son bastantes.
 
Georges Simenon fue un escritor de lengua francesa, nacido en Lieja, en Bélgica, el 13 de febrero de 1903. Y murió en Lausana, Suiza, el 4 de septiembre de 1989, a los 86 años. Simenon trabajó desde muy joven como periodista, en la sección policiaca de un periódico de su ciudad natal. En ese trabajo aprendió a redactar con rapidez y con eficacia, y aprendió mucho de lo relacionado con los hechos criminales y con el trabajo policiaco. Además, aprendió a ver a la gente, a estudiarla, a entenderla.

Cuando tenía 20 años, luego de la muerte de su padre, se fue a vivir a París con su primera esposa. Y ahí no sólo escribió muchos artículos y reportajes, sino que comenzó a escribir relatos y novelas cortas para editoriales de libros comerciales, de los que se vendían en quioscos y en las estaciones de trenes. Y comenzó también a escribir novelas que a él le interesaban.


Así, su obra está dividida en tres grandes apartados: las que él llamaba novelas duras, es decir, «serias» o literarias; las novelas policiacas, para las que creó al famosísimo Comisario Maigret; y las novelas de otros géneros comerciales, populares, que publicó bajo seudónimo... nada menos que 27 seudónimos.

¿Pero qué tanto escribió? La respuesta, según la página de Wikipedia en francés, es la siguiente: escribió 193 novelas más 158 novelas cortas (es decir, 351 obras) que publicó con su nombre. Más 176 novelas publicadas bajo los 27 seudónimos ya mencionados. Esto nos da un total de 527 novelas. (La página de Acantilado, la editorial española que actualmente publica la obra de Simenon en nuestro idioma, maneja unos números diferentes. Dice: «...escribió ciento noventa y una novelas con su nombre, y un número impreciso de novelas y relatos publicados con pseudónimo, además de libros de memorias y textos dictados. El comisario Maigret es el protagonista de setenta y dos de estas novelas y treinta y un relatos, todos ellos publicados entre 1931 y 1972.» http://www.acantilado.es/persona/georges-simenon/)


También escribió miles de artículos y reportajes, muchos publicados con su nombre y muchos publicados con sus pseudónimos. Y además escribió varios tomos de memorias y de autobiografía. El tiraje acumulado internacional de sus obras es de 550 millones de ejemplares impresos. Según el índice de traducciones de la UNESCO, es el autor más traducido de Bélgica. Y de lengua francesa, es el tercer autor más traducido, sólo por debajo de Julio Verne y Alejandro Dumas. Y de todas las lenguas, es el autor número 17. El número de traducciones de sus obras que se han hecho es de alrededor de 3 mil 500, en 55 idiomas.


Para fines prácticos, seguiré manejando las cifras de Wikipedia: quedamos que el número de novelas (incluidas las novelas cortas y las obras pulp que publicó con seudónimo) que escribió Simenon es 527. Esto, además de sus libros de memorias y su autobiografía en 21 tomos. Si tenemos en cuenta que estuvo activo como escritor de novelas (pues abandonó la novela en 1972, pero no abandonó la escritura) entre 1919 y 1972, tenemos que escribió novelas durante 53 años, y si escribió 527, quiere decir que escribió, en promedio, 9.94 novelas por año, y esto durante poco más de medio siglo, lo cual es verdaderamente asombroso.


Y esto era bien sabido por sus contemporáneos. Guillermo Altares publicó en un artículo en el diario español El País, en el año 2013, llamado «Simenon visita Greeneland», la siguiente anécdota: «Alfred Hitchcock llamó por teléfono una vez a Georges Simenon y le dijeron que estaba ocupado: "Acaba de empezar un libro". A lo que el gran director respondió: "No se preocupe. Espero en línea". Esta anécdota recogida por Pierre Assouline en su biografía del narrador belga, refleja la rapidez con la que el creador del inspector Maigret redactaba sus novelas». Simenon llegó a apuntar que podía escribir una novela en once días, en su madurez, y que de joven podía escribir dos novelas cortas de géneros populares por semana.


Está claro, entonces, que Simenon era un autor muy popular, que escribía mucho y vendía mucho, sin embargo, podemos, de todas maneras, cuestionar su calidad. Y en esto es difícil que los lectores o, peor aún, los críticos, se pongan de acuerdo. Pero hay que tener en cuenta que una cosa es que a uno como lector le guste o le disguste una novela o la obra completa de un autor, y otra cosa es su calidad.

Ese cuestionamiento, por lo menos en vida del autor, evitó que ganara algún galardón de la Academia Francesa, y con mayor razón evitó que se le otorgara el Nobel, por ejemplo (todavía hay quienes dicen que lo merecía). Sin embargo, con el tiempo llegó un gran reconocimiento por parte de la editorial francesa Gallimard, que es la que edita la colección de clásicos más importante de la lengua francesa, La Pléiade. Bueno, pues en esa colección ya aparecieron tres tomos de «novelas escogidas», y entre los tres tomos suman 5,104 páginas. Esa edición es su consagración, y los críticos pueden decir lo que se les antoje.
 
El novelista español Antonio Muñoz Molina apuntó, en un artículo publicado también en el diario El País (artículo que se encuentra recopilado en un folleto que sobre Simenon publicó la editorial Acantilado, y que se puede bajar en PDF del sitio de esta casa editorial: aquí), lo siguiente: «Lo que asombra de Simenon no es que escribiera tantas novelas, sino el hecho de que prácticamente todas sean magníficas y de que además estén dotadas de algo equivalente a una sustancia adictiva, de una poderosa nicotina literaria en virtud de la cual el interés o la admiración del lector se convierten rápidamente en un hábito».


Evidentemente también hay críticos a los que no les gusta demasiado la obra de Simenon, por ejemplo Rafael Conte (fallecido en Madrid en 2009), escribió (y lo cita también Guillermo Altares en su artículo de El País) que Simenon: «Fue un novelista a veces correcto, bastante hábil y que nunca supo escribir demasiado bien: nunca fue un gran escritor, aunque quiso serlo sin parar y se empeñó en ello casi siempre, como lo demuestra la alternancia entre las setenta y pico novelas de Maigret escritas para comer y tan sencillitas que se leen con toda facilidad y las más de ciento veinte que él mismo calificaba de "novelas serias" donde tropezaba más de lo debido».


Sin embargo, apunto a continuación algunas opiniones muy positivas sobre Simenon, y lo que más asombra son los nombres de quienes firman dichas opiniones (estas citas las tomo del mencionado folleto de la editorial Acantilado, que, repito, lo pueden bajar aquí):

* «Leo cada nueva novela de Simenon». Walter Benjamin

* «Considero a Simenon un gran novelista, quizás el más grande y el más auténtico de la literatura francesa contemporánea». André Gide.

* «Adoro leer a Simenon». William Faulkner (Premio Nobel de Literatura 1949)

* «El arte de Simenon es de una belleza casi intolerable». François Mauriac


También es importante mencionar la trascendencia que ha tenido la obra de Simenon, en general, y particularmente las novelas de Maigret, en el cine y la televisión. Sólo en Francia se han producido más de 50 películas basadas en novelas de Simenon, a partir de 1932. Entre los directores importantes que han realizado películas basadas en obras de Simenon se encuentran, por ejemplo: Jean Renoir, Maurice Tourneur, Marcel Carné, Henri Verneuil, Henry Hathaway, Claude Autant-Lara, Jean-Pierre Melville, Bertrand Tavernier y Claude Chabrol.

En televisión se han hecho varias series, algunas bastante largas, con adaptaciones de las novelas del Comisario Maigret: en Francia se han hecho tres series, en Inglaterra se han hecho cuatro, en Italia se ha hecho una, y en Estados Unidos en lugar de series se han filmado películas para la televisión. La lista de nombres de actores conocidos que han interpretado al Comisario Maigret es también sumamente interesante. Menciono sólo algunos: Pierre Renoir, Abel Tarride, Harry Baur, Charles Laughton, Michel Simon, Maurice Manson, Jean Gabin, Gino Cervi, Bruno Cremer y Michael Gambon, y en la serie inglesa más reciente, Maigret es interpretado nada menos que por Rowan Atkinson, a quien todos conocemos por su personaje Mr. Bean. 


En español, a lo largo del tiempo, sus novelas han aparecido en muchas editoriales españolas, argentinas y mexicanas, de entre las más recientes, Tusquets Editores anunció que publicaría sus obras completas en los años 90. No llegó a hacerlo, quizá debido a cambios en las políticas editoriales. De hecho, en este momento Tusquets ya no tiene en su catálogo a Simenon, pero llegó a publicar alrededor de 60 de sus novelas, y algunas todavía se pueden conseguir. A partir de 2012, fue la editorial Acantilado, de Barcelona, la que anunció que publicaría sus obras, no sé si completas, pero ha publicado ya algunas. El problema con Acantilado es que, por ser editorial española, sus libros entran a México como volúmenes importados y son, para nosotros, bastante caros, pero eso sí, las ediciones son bellísimas.


Precisamente esta editorial publicó en 2012 el folleto (que he mencionado varias veces) de 88 páginas, con un prólogo de Jaume Vallcorba, un cuento de Simenon, con su Comisario Maigret, escrito en 1939, con traducción de Carlos Pujol, y artículos sobre Simenon de Joan de Sagarra, Rafael Conte, Antonio Muñoz Molina, Carlos Pujol, el novelista inglés John Banville y el francés Pierre Assouline, quien es también uno de los biógrafos de Simenon; la publicación contiene también unas cartas de Federico Fellini a Simenon, unas cartas de André Gide, y unas páginas finales con frases que han escrito grandes autores acerca de Simenon (de las cuales he citado aquí cuatro).


Los invito a que busquen y lean algunos libros de Georges Simenon. Se van a dar cuenta de que no sólo es muy entretenido, sino que sus temas son importantes. Lo más que puede suceder, como dice Antonio Muñoz Molina, es que la lectura de su obra se les convierta en un hábito.








No hay comentarios:

Publicar un comentario